domingo, 20 de noviembre de 2016

Otoño

Los cielos grises y las hojas secas y
las ramas desnudas de los árboles.
Se desprenden de aquello ya marchito,
como un nuevo comienzo,
otra puesta a punto.
Arrancan las páginas trágicas
del diario de la vida y
atesoran las más valiosas.
Quizás,
seguro,
deberíamos imitarles.

No hay comentarios:

Publicar un comentario